PRI ofrece la mitad de su financiamiento público por coronavirus, pero que no lo administre gobierno

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) ofreció la reasignación de la mitad de su financiamiento público durante cuatro meses ante la contingencia que enfrenta México por el coronavirus, siempre y cuando los recursos no sean administrados por el gobierno federal.
En un comunicado, el PRI aseguró que volverá a ser solidario con la población mexicana frente a la crisis sanitaria actual, recordando que ante los daños ocasionados por los sismos del 19 de septiembre de 2017, renunció a la totalidad de su financiamiento público para ayudar a los damnificados.
Asimismo, pidió que se constituya un fideicomiso con integrantes de la sociedad civil, que manejen dichos recursos y se dijo dispuesto a ceder también la totalidad de sus tiempos ordinarios de radio y televisión.
Consideró que la administración federal ha sido “insensible” ante las circunstancias, al dar prioridad a obras faraónicas, por lo cual pidió a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y la Tesorería de la Federación lleguen a un convenio con el Instituto Nacional Electoral y partidos políticos para asegurar la llegada de los recursos al fideicomiso.