Regresan las fotomultas- gobierno estatal lanza licitación

Debido a que el contrato firmado con la empresa europea Autotraffic culminó el pasado mes de julio, el gobierno estatal al mando de Miguel Barbosa Huerta, lanzó una nueva convocatoria para la licitación pública de las fotomultas, GESAL-053—824/2019, que busca restituir su servicio.

Con el propósito de instalar 157 radares nuevos (generando 380,000 infracciones mensuales) y permitiendo que la anterior empresa participe de la licitación, el contrato por la compra tanto de equipo como de software tendrá una vigencia de tres años.

Por su parte, el documento no especifica los lugares donde serán colocados los radares (ello queda a consideración del mismo gobierno). Entre otras disposiciones manifiesta que al término del contrato todo el equipo pasará a pertenecer a la administración, así como que el encargado de cargar con los gastos de mantenimiento de los dispositivos, será la empresa con quien se firme la licitación.

Si uno de los radares falla, la empresa está obligada a remplazarlo por uno nuevo sin dar oportunidad de reparaciones y especifica claramente que los radares deberán estar aptos para detectar vehículos excedan los diferentes límites de velocidad y que, a su vez, proporcionen fotografía en alta calidad del vehículo y sus placas.

“El proveedor deberá proporcionar acceso a un software para el procesamiento de las imágenes captadas por los dispositivos durante la vigencia del contrato, éste deberá permitir el alta y desencriptación de las imágenes captadas por los dispositivos”, cita el documento.

Si la cantidad de fotomultas no alcanza la cantidad de 380,000 mensuales, el gobierno podrá hacer una reducción del pago y en caso contrario de que las supere, no habrá un aumento en el pago de los servicios.

La apertura de las propuestas comenzará el próximo 17 de diciembre y las de propuestas económicas el 19 del mismo mes, buscando dar a conocer el fallo a la prontitud del 20 de diciembre.