Bebé fallece tras ser bautizado

Un bebé de seis semanas de edad murió después de haber sido bautizado y sumergido en el agua bendita tres veces, en Rumania; la fiscalía abrió una investigación por homicidio contra el sacerdote que ofició el ritual.
El país está conmovido luego de que las autoridades revelaron la presencia de agua en sus pulmones y exigen que la iglesia ortodoxa modifique el ritual, al considerarlo como peligroso, a través de una petición en línea que sumaba más de 56 mil firmas.
Autoridades confirmaron que el bebé murió el lunes en el hospital tras ser bautizado en una iglesia de la ciudad de Suceava, siendo sumergido tres veces en el agua bendita pese a que lloraba mucho, lo cual le ocasionó un paro cardíaco.
En tanto que el portavoz de la Iglesia Ortodoxa Vasile Banescu manifestó que los sacerdotes podrían simplemente poner un poco de agua en la frente del bebé para evitar tragedias como esta.